Skip to Content
Noticias

Baja consumo de cerveza en EE.UU. y esto es lo que se está bebiendo en su lugar

(CNN Business) — El mercado de la cerveza está a la baja.

Las cervezas nacionales como Budweiser, Coors Light y Miller Light, alguna vez dominaron el mercado de bebidas de EE.UU. Pero las ventas están disminuyendo mientras que las alternativas están aumentando. Algunos consumidores piensan que la cerveza es rancia, en comparación con nuevas marcas innovadoras y conceptos creativos que emergen de otros lugares, por lo que anhelan una variedad de otras bebidas alcohólicas, que incluyen licores premium, vino enlatado, ‘spiked seltzers’ y cocteles embotellados prefabricados.

En 2018, el consumo de alcohol en Estados Unidos disminuyó por tercer año consecutivo, según el Análisis de Mercado de Bebidas de IWSR. Y la culpa es de la cerveza: las ventas de una caja de cerveza disminuyeron 1,5%. Durante los últimos cinco años, el volumen de cerveza en ese país disminuyó 2,4%, dijo la firma.

La tendencia no parece revertirse. Las ventas domésticas de cerveza cayeron un 4.6% entre octubre de 2018 y octubre de 2019, según Nielsen. Las cervezas artesanales y de microcervecerías también están en una baja menor, un 0.4%, a pesar de que las compañías Big Beer las recogen de izquierda a derecha (AnheuserBusch acaba de comprar Craft Brew Alliance, que hace Redhook Ale).

Pero la gente todavía está bebiendo, y mucho. Las categorías de bebidas alternativas que ambas empresas rastrearon han crecido. Con la cerveza tradicional en revés, esto es lo que la gente bebe en su lugar.

Spiked seltzer

Quizá ninguna otra bebida alcohólica tuvo un año más destacado que White Claw porque las personas buscan bebidas con menos azúcar y calorías. La marca de spiked seltzer explotó durante el verano y no muestra signos de desaceleración. Las ventas alcanzaron los US$ 1,2 mil millones durante las 52 semanas anteriores que terminaron el 5 de octubre, un aumento de casi 200% en el crecimiento año tras año.

Aunque White Claw sigue siendo la marca de spiked seltzer más vendida en Estados Unidos, las marcas rivales también han tenido éxito. Truly, que produce Boston Beer, también está creciendo en popularidad. Los analistas de Guggenheim dijeron en un informe reciente que Truly está impulsando “más del 100% del crecimiento minorista de la compañía” y está ayudando a la empresa, lo que hace que la Sam Adams lager sea más a prueba de cerveza. En contraste, de la cerveza insignia de la compañía, Samuel Adams, las ventas cayeron un 11% y su IPA de 60 minutos cayó un 14% durante un período de 12 semanas que finalizó el 2 de noviembre, según Guggenheim.

La fiebre de spiked seltzer también ha contagiado a Anheuser-Busch InBev. Tiene dos marcas bien establecidas, Bon & Viv y el seltzer Natural Light con sabor a cerveza y fruta, y planea agregar un tercero basado en su marca Bud Light. Bud Light Seltzer “cae en un lugar entre nuestras otras marcas de seltzer”, lo que significa que será más caro que Natural Light y más barato que Bon & Viv. Su lanzamiento está programado para principios de 2020.

Vino enlatado

La portabilidad y el atractivo precio del vino enlatado han ayudado a generar una nueva tendencia. Nielsen informa un aumento del 73% en las ventas entre octubre de 2018 y octubre de 2019, por un total de US$ 54 millones.

Precept Wine, con sede en Seattle, ha ayudado al crecimiento del segmento con su línea de marcas, incluida la venta de su popular House Wine en lata en 2017. El presidente ejecutivo y fundador Andrew Browne le dijo a CNN Business que la idea surgió de sus clientes que buscaban vino portátil para eventos sociales, como paseos en bote y remo.

La compañía le dijo a CNN Business que sus ventas de vinos enlatados están duplicando el promedio de crecimiento de la industria, según los datos que obtuvo de Nielsen. Ha ampliado su línea de bebidas enlatadas a una marca de vino, llamada Day Drinking, con la marca Little Big Town.

Está considerando una expansión de sabores, incluidos sabores de frutas y sangría. Precept Wine proyecta vender 300.000 cajas de todas sus marcas de vinos enlatados para fin de año.

El crecimiento en el sector también ha atraído la atención de AB InBev. En julio, la cervecera compró Babe Wine, una compañía cofundada por el popular influyente de Instagram Josh “The Fat Jewish” Ostrovsky y los hermanos David Oliver Cohen y Tanner Cohen. Son los escritores detrás de la cuenta de Twitter Babe Walker (@whitegrlproblem).

Babe vende sus pinot grigio, rosados y vinos tintos en latas. Los términos de la compra no fueron revelados, pero una fuente cercana al acuerdo le dijo previamente a CNN Business que es la mayor inversión de AB InBev en vino hasta la fecha.

Cocteles prefabricados

Popular en el extranjero, la tendencia de los cocteles prefabricados finalmente está pegando en EE.UU. Una combinación de compañías alcohólicas establecidas y nuevas empresas está buscando ingresar al sector en crecimiento. Las ventas de cocteles preparados, que incluyen bebidas en botellas de vidrio, enlatadas y de plástico, aumentaron un 17% a US$ 323 millones entre octubre de 2018 y octubre de 2019, según Nielsen.

Haus, una startup que pretende ser la “Warby Parker del alcohol”, es una marca elegante y directa para el consumidor que ingresó al sector este año. La cofundadora y co-directora ejecutiva de Haus, Helena Price Hambrecht, dijo a CNN Business que su compañía de cocteles embotellados fue creada para lo que quiere una nueva generación de bebedores: una bebida con ingredientes naturales y menor contenido de alcohol.

“Son perfectos como base de coctel o solos, y están diseñados para la generación que ama el ritual social de la reunión, pero quiere un poco menos de alcohol”, dijo sobre las bebidas de la marca que tienen un tercio del contenido de alcohol que un licor fuerte. Haus vende dos bebidas: Citrus Flower y Bitter Clove, cada una con un costo de US$ 35 por botella.

La compañía se negó a revelar números de ventas específicos, pero dijo que ha recibido “varios miles” de pedidos desde su lanzamiento en junio.

Licor Premium

Licores como el whisky y el tequila crecieron por noveno año consecutivo en 2018, según el Distilled Spirits Council, una organización comercial nacional que representa a los fabricantes de bebidas destiladas en EE.UU.

La tendencia sigue creciendo este año, según Nielsen. Las ventas de licores crecieron un 6% a US$ 15 mil millones de octubre de 2018 a octubre de 2019, según Nielsen. El tequila creció más con 13%, el whisky ocupó el segundo lugar con casi 8% y el vodka saltó 3%.

El fabricante de Jack Daniels, Brown-Forman, continuó teniendo un año fuerte. En su informe de ganancias más reciente, su cartera de whiskies estadounidenses súper premium, incluidos Woodford Reserve, Jack Daniel’s Single Barrel, Gentleman Jack y sus marcas de tequila, lideradas por Herradura, tuvieron aumentos porcentuales de dos dígitos.

La directora de finanzas Jane Morreau dijo en su informe de ganancias que la compañía espera entregar otro año de “resultados sólidos”.

Danielle Wiener-Bronner y Paul R. La Monica de CNN Business contribuyeron a este informe.

CNN