Skip to Content
Noticias

Un programa da pollitos a los niños para luchar contra la adicción a internet

(CNN) — Una ciudad en Indonesia espera que la naturaleza pueda salvar a los niños de la adicción a Internet. Pero, ¿pueden los polluelos y los árboles reemplazar a los iPhones y los televisores inteligentes?

La ciudad de Bandung en Java Occidental ha lanzado un programa piloto para alejar a los estudiantes de las pantallas dándoles pollitos y semillas de ají, con la esperanza de que los niños pasen menos tiempo en dispositivos electrónicos y más tiempo cuidando a sus mascotas o plantas.

El gobierno de Bandung dijo que proporcionó 2.000 polluelos y 1.500 semillas de ají a 10 escuelas primarias y dos escuelas secundarias de la ciudad, ubicada a unos 150 kilómetros al sureste de la capital, Yakarta.

MIRA: Ana Nogales: La adicción al teléfono tiene muchas consecuencias negativas

El alcalde Oded M. Danial celebró una ceremonia simbólica de entrega a principios de esta semana para lanzar el programa. El funcionario espera que el proyecto ayude a que los niños usen aparatos electrónicos con menos frecuencia, pero que las autoridades educativas locales necesitan tiempo para evaluarlo.

Adicción a los teléfonos inteligentes

El usuario promedio de Internet en Indonesia pasa ocho horas y 36 minutos por día en línea, casi dos horas más que el promedio mundial, según el Global Digital Report 2019, creado por la plataforma de gestión de redes sociales Hootsuite y la agencia de marketing digital We Are Social.

Varios padres en Bandung parecieron apoyar el programa denominado “chickenization” (‘pollinización’), según un artículo publicado en el sitio web oficial del gobierno local.

“Es bueno aumentar la disciplina de los niños. Cuidar de los árboles es mejor que jugar con teléfonos celulares”, dijo el padre local Elis Puri. La hija de Elis recibió semillas de chile.

Varios niños que recibieron pollitos dijeron que tenían varios planes para las aves. Un estudiante de quinto grado dijo que esperaba criar pollos, mientras que un estudiante de séptimo grado dijo que esperaba cuidar a su pollito hasta que fuera lo suficientemente grande como para cocinarlo.

Emily Dixon de CNN contribuyó a este reporte.

CNN